Main logo

Importante

Estás en la Web Global pero de acuerdo a tu conexión, creemos que deberías ir a la Web
Hamburger Button
Escula EADT

Nota de Nuestra Editora

Cómo conservar los tejidos

Publicado el 6/6/2022, 12:0 hs.

Te acercamos algunos consejos para cuidar tus tejidos en el guardado, lavado y planchado.

GUARDADO

  • Después de usar los tejidos hay que dejar que el tejido "respire" antes de guardarlas.
  • Las prendas deben doblarse, ya que se deforman si se las cuelga en perchas.
  • Para evitar que las prendas formen arrugas indeseables, no se deben guardar las prendas muy apretadas.
  • Es muy importante que las prendas estén limpias a la hora de guardarlas. Las manchas se fijan más a ella durante el tiempo que permanezca guardada y luego, resulta más difícil o imposible su eliminación.
  • Cuando finalice una temporada (o al llegar de un viaje) y los tejidos no van a usarse por mucho tiempo, conviene asegurarse que el lugar donde se almacena la ropa no sea húmedo y colocar un antipolillas entre las prendas.

LAVADO

  • Comprobar si destiñe una prenda de color al lavarla por primera vez. Dar vuelta las prendas ya que, lavándose al revés, los colores quedan más protegidos. Si hay manchas quitarlas con un buen quitamanchas.
  • La mejor opción es lavar las prendas a mano, utilizando un poco de detergente líquido disuelto en agua ya que no conviene aplicarlo directamente sobre las mismas.
  • La temperatura del agua debe ser natural o apenas tibia, ya que si está caliente las fibras de la lana se apelmazan y las prendas pueden encoger.
  • Evitar el exceso de remojo, si la prenda está muy sucia es preferible repetir el lavado con detergente y agua limpia.
  • No refregar ni estrujar con fuerza las prendas pues esta acción daña el tejido y hace que la lana comience a soltar pelitos que forman las temidas bolitas sobre el tejido.
  • No hay que usar lavandina. Para que las prendas de lana blanca no se amarilleen, antes del enjuague, se puede agregar 2 cucharadas de agua oxigenada por litro de agua.
  • Enjuagar muy bien y, en el momento de escurrir la prenda, hacerla una bolita entre las manos y apretarla un poco, sin levantarla para evitar que el tejido se estire.
  • No secar en perchas, ya que el tejido puede deformarse. Tampoco al sol ni cerca de una fuente de calor.

TIPS:

  • Para que las prendas de lana mantengan sus colores firmes, se puede agregar un chorrito de vinagre de alcohol al agua durante el último enjuague (11 cucharadas por cada 5 litros de agua).
  • No conviene retorcer las prendas; para escurrir el agua hay que enrollarlas en una toalla, para que absorba bien la humedad.
  • No hay que usar lavandina. Para que las prendas de lana blanca no se amarilleen, antes del enjuague, se puede agregar 2 cucharadas de agua oxigenada por litro de agua.

PLANCHADO

  • NO hay que apoyar la plancha directamente sobre el tejido, se pone una tela en el medio de la plancha y el tejido.
  • Si el tejido tiene relieve conviene solamente planchar con vapor y la distancia, para no aplastar el efecto del tejido.



Verónica Vercelli

Carrito

Checkout

Tu carrito está vacío.
Ingresa a nuestra tienda para agregar productos

Mi cuenta
País

Estás viendo el sitio Global.